La irrupción del Covid-19 seguido por el aislamiento social preventivo y obligatorio configura un típico caso de fuerza mayor, que además de las consecuencias sanitarias y sociales que provoca, ha puesto en jaque a la economía de las empresas Argentinas.

La imposibilidad de muchas empresas de abrir sus puertas, la repentina caída de ventas y la consecuente disminución del giro comercial provoca que sea imposible cumplir con las obligaciones diarias afectando el pago de haberes a los empleados.

La ley contempla una solución para el empleador consistente en el inicio del llamado “Procedimiento Preventivo de Crisis”  ante la autoridad administrativa.

Este proceso permite al empleador suspender trabajadores, reducir jornadas, concertar el pago de haberes reducidos o inclusive, en algunos supuestos, hasta despedir personal.

Si tu empresa se ve afectada la ley prevé distintas  herramientas de ayuda, hoy te presentamos el conocido “PPC”, no dudes en asesorarte y buscar la mejor medida a adoptar para afrontar la crisis provocada por el Covid-19.

Trabajar en equipos interdisciplinarios nos permite tener una mirada practica y creativa ante las distintas situaciones.

Si necesitas ayuda en estos temas, nuestras asesoras legales pueden guiarte!