Jugar en el trabajo: Una clave para la productividad y la creatividad

Jugar en el trabajo: Una clave para la productividad y la creatividad

Bien sabemos que el lugar de trabajo es donde pasamos gran parte de nuestro tiempo y es importante que lo podamos disfrutar. Por eso, tomarse un tiempo para reponerse a través del juego es una de las mejores cosas que puede hacer cualquier profesional.

El juego en el trabajo además de evitar el desgaste físico y mental, fomenta el trabajo en equipo, ayuda a que aumente la energía, y enriquece tanto la creatividad como las relaciones humanas.

Es en este sentido que cada vez más las capacitaciones para empresas y organizaciones se realizan bajo esta modalidad de juego a fin de lograr resultados más efectivos. Cuando la persona juega, su cerebro está activo, listo para aprender, y el desafío de participar es un motor que funciona como un acelerador en el proceso de aprendizaje.

Generar juegos es una herramienta estratégica que las empresas pueden utilizar con sus equipos, construyendo y reconstuyendo modelos y escenarios, haciendo exhaustivos análisis de riesgos, analizando impactos y diseñando medidas de resolución, generando así en los equipos la capacidad de alerta temprana, un alto grado de flexibilidad y la agilidad ante imprevistos.

Stuart Brown, un pionero en la investigación sobre el juego, afirma que el juego nos hace estar más felices y saludables y ser más productivos, por ser un impulso biológico tan básico y crítico para la salud como el sueño o la alimentación.

  • * El juego es bueno para el cerebro, estimulando el desarrollo nervioso en las partes del cerebro que procesan las emociones y la función ejecutiva.

  • * El juego nos enseña a usar nuestra imaginación, ya que permite crear realidades simuladas que se pueden explorar sin abandonar el mundo real.

  • * El juego retrasa el deterioro mental en la adultez-vejez, ya que disminuye las probabilidades de sufrir deterioro cognitivo.

  • * El juego puede ayudar a resolver grandes problemas, porque cuando jugamos, los dilemas y los desafíos se filtran naturalmente a través de la mente inconsciente y trabajan por sí mismos. Incluso unas pocas horas dedicadas a hacer algo que gusta mucho puede hacer que las personas se sientan completamente renovadas.

Jugar en el trabajo no es sólo útil, es esencial. Cuando entendemos la importancia del juego, todas las áreas de la vida logran mejorar.

En Kmp fomentamos el juego como parte de nuestras capacitaciones y encuentros de trabajo. Y en ti empresa ¿se aplica el juego como herramienta de aprendizaje?